Con la esperanza de un mejor mañana…

Día de publicación: 2019-07-15
Por: Azalea Lizárraga


Dice el dicho que no hay plazo que no se cumpla, cuando está de por medio una fuerte dosis de sensibilidad y ganas de resolver problemáticas que verdaderamente impactan  a nuestras comunidades.
Casi todos coincidimos en que la calidad de vida de los jornaleros agrícolas que dejaron sus lugares de origen para emigrar a nuestro estado en busca de trabajo y mejores condiciones de bienestar familiar, está catalogada en los niveles de pobreza extrema.
Alojados muchos de ellos en barracas construidas en los propios campos agrícolas donde laboran o en casas de cartón en lugares aledaños a los mismos y alejados de los servicios mínimos de educación y salud a los que cualquier mexicano tiene derecho, estos connacionales -indígenas en su mayoría- trabajan de sol a sol sin poder aportar los satisfactores necesarios para sus familias.
Desde que los padres se ven imposibilitados a llevarse a los hijos a desarrollar labores de campo, estos se quedan bajo el cuidado de los ancianos o hermanos mayores, si es que los hay, o vagando libremente por el poblado. No extrañe entonces que la delincuencia vaya permeando su cotidianidad y se convierta en el modus vivendi para muchos de ellos.
Condiciones que preocupa a las autoridades de todos los niveles de gobierno y que indujo la promesa de la gobernadora Claudia Pavlovich de tomar acciones más directas para la protección de los hijos de los jornaleros agrícolas, porque ella siempre ha manifestado que "en Sonora no hay ciudadanos de primera o de segunda”.
Por ello, y gracias a la interacción y recursos provenientes del DIF Nacional, el Instituto Sonorense de Infraestructura Educativa (ISIE) del gobierno del estado, apoyos de empresarios de la Costa de Hermosillo y la recaudación obtenida en el concierto de Plácido Domingo, la comisaría del poblado Miguel Alemán cuenta ya con un albergue, único en su tipo en el país, para atender y dignificar la vida de esta población infantil en condiciones de riesgo.
Las "Villas del Papa Francisco” es una casa-hogar que se espera logre transformar la vida de aproximadamente 500 niños y adolescentes migrantes al proporcionarles un espacio intercultural en el cual puedan ser atendidos con calidez y bajo el cuidado de personal especializado, de lunes a viernes, y donde además podrán recibir clases desde el nivel pre-escolar hasta secundaria.
 
Un concepto integral que cuenta con dormitorios, comedor, áreas de convivencia, espacios educativos equipados con biblioteca, centro de cómputo y ludotecas, además de un auditorio, canchas deportivas, huertos y granjas para enseñar a los niños y adolescentes el cuidado del medio ambiente y la interacción con la naturaleza. 
De vital importancia consideramos el que exista un centro para la mujer indígena, para inculcarles el respeto a su persona y cultura, elementos esenciales para desarrollar su autoestima y garantizar el desarrollo armónico en el plano personal y familiar. 
Ojalá que este proyecto logre trascender a través del tiempo y atraiga los apoyos necesarios, tanto de la comunidades involucradas como de los tres niveles de gobierno, para que realmente se convierta en un programa que incida en el mejoramiento de las condiciones de vida de estas comunidades marginadas y donde el alcoholismo y la drogadicción generan situaciones de violencia intrafamiliar y comunitaria en alto grado.  

El optimismo de Gildardo…
Interesante la charla sostenida por el diputado Gildardo Real con los integrantes del Grupo Contrapunto 10, en los que el actual coordinador de los tres panistas en esta legislatura, manifestó su preocupación por la cerrazón y falta de oficio político de algunos de sus compañeros en la legislatura actual y que pudiendo haberse convertido en una aplanadora en el Congreso, hoy lucen fraccionados y con claras diferencias hasta en el propio seno de la fracción parlamentaria a la que pertenecen. Obvia referencia a los Morenos, quienes no acaban de tender puentes ni con ellos mismos, mucho menos con el partido estatal o con quien es oficialmente el máximo exponente del gobierno federal en el estado, Jorge Taddei.
Un diputado al que la mayoría cataloga con mucho colmillo y vagancia, y que no se anda por las ramas para afirmar que esta administración estatal ha suavizado y muestra signos de mayor respeto en sus interacciones con la oposición. Un operador político  del blanquiazul que afirma que aunque su partido no pasa por sus mejores momentos en Sonora, sí está resurgiendo con fuerza en otras entidades, reafirmándose como segunda fuerza electoral a nivel nacional.
No obstante, confía en que su líder estatal, Ernesto Munro, logrará apuntalar mejor a su partido y se muestra optimista en que la posible llegada de Luis El Güero Nieves a la dirigencia del panismo en Hermosillo, logrará despertar el entusiasmo, sobre todo entre los jóvenes panistas, lo que aunado a la elección de Toño Astiazarán como candidato a la gubernatura en el 2021, bajo las siglas del blanquiazul,  pudiera significar el retorno del PAN como partido en el poder en Sonora.  ¿Qué tal? Por optimismo no paramos.
azaleal@prodigy.net.mx
@Lourdesazalea

Ir arriba