En pleito de grandes, los chicos desaparecen

Día de publicación: 2020-10-20
Por: Rafael Cano Franco


Cuando una elección se polariza en dos opciones, como parece sucederá en Sonora, el voto para los partidos políticos emergentes o aquellos que no están entre los llamados "grandes” se hace chiquito, se diluye y termina por dejarlos fuera de la repartición de posiciones electorales.

En Sonora se perfile una elección entre dos opciones: Morena con el Partido Verde y el Partido del Trabajo como aliados llevando a Alfonso Durazo como su candidato a la gubernatura; por el otro lado la alianza del PRI-PAN-PRD con Ernesto Gándara Camou; entre esos dos candidatos está la definición de la elección, cualquier otra opción desaparece en las encuestas.

La elección de Coahuila e Hidalgo, dejó en claro que cuando un proceso electoral se torna en una pelea de dos, el resto de los partidos políticos se convierten en meros espectadores que no inciden y a los cuales los electores ni siquiera voltean a ver.

Es parte del efecto de voto útil que se promueve. Desde hace un año, la propuesta de los opositores a Morena es darle el voto a aquellos candidatos ajenos a Morena que vayan en primer lugar o que sean los que más cerca se encuentren, sin importar el partido al que pertenezcan.

En la elección de Coahuila eso funcionó para el PRI, por ello hubo distritos donde obtuvo una ventaja de 20 y hasta 30 puntos con respecto a los candidatos de Morena; pero eso se reflejó en una baja votación para el PAN, Movimiento Ciudadano y otras fuerzas políticas.

A Movimiento Ciudadano le fue tan mal en la elección en Coahuila que ahora está en riesgo de perder el registro como partido estatal, su cosecha de votos fue de apenas 11 mil 410 sufragios, eso representa el 1.3 por ciento de la votación, pero además no ganó ninguna diputación en disputa.

En Hidalgo, a Movimiento Ciudadano les fue apenas un poco mejor: ahí logró 33 mil 452 votos, eso equivale al 3.12 por ciento del padrón que acudió a votar y ganó 3 de las 84 alcaldías en juego. No le fue tan mal como en Coahuila, pero no son los resultados que espera un partido político que presume ser el de mayor crecimiento en México.

Si consideramos que un partido político requiere el 3 por ciento de los votos para conservar el registro, entonces resulta que  MC en Coahuila ni siquiera alcanzó la mitad del porcentaje requerido; mientras que en Hidalgo lo obtuvo prácticamente de "panzaso”.

Regresemos a Sonora y veamos la realidad de MC.

En el proceso electoral del 2018, ese partido político logró un 10 por ciento de los votos totales para alcaldías, lo que lo llevó a ganar tres Ayuntamientos y tener representación edilicia en varios cabildos; en los referente a los votos para diputados obtuvo el 6 por ciento del total emitido y con ello lograron una diputación plurinominal.

Pero lo más importante es que esa votación les alcanzó para conservar el registro como partido político y con ello mantiene el financiamiento público.

Para que MC pueda considerar un éxito su participación en la elección del 2021, debe elevar el porcentaje de votación, ganar más alcaldías, tener mayor número de regidores y una representación legislativa que cuando menos sume par.

El problema que tiene enfrente, es que en Sonora se pronostica una elección muy competida, con dos polos muy fuertes en lo referente a la atracción de votos y eso puede marcar la diferencia entre ser un partido solamente en competencia o con posibilidades reales de ganar.

Desde que MC ganó la alcaldía de Guadalajara con Enrique Alfaro y luego se proyectó para ganar la gubernatura de Jalisco, ese partido demostró que tiene estrategias muy innovadoras para el manejo en redes sociales, además de que saben construir frases contundentes y atractivas; pero eso es lo que llaman en política "trabajo de aire”, son meros fuegos artificiales, que terminan por no reflejarse en un posicionamiento que otorgue votos en "la tierra”.

Recordemos que en Sonora, hace dos años, MC hizo una alianza en la elección federal con el PAN; a ellos les tocó una candidatura al senado de la República; el resultado fue que terminaron en el tercer lugar, como partido político se convirtieron en un lastre para el PAN porque, de nueva cuenta, la elección se centró en dos opciones: Morena con sus aliados y PRI con los suyos.

No se puede vaticinar que lo sucedido en Coahuila o Hidalgo se repita en Sonora sin mayores cambios, pero siempre es bueno aprender de cada elección y en este caso el mejor consejo para los partidos que luego se les "baygoniza” su voto –por aquello de que se les hace chiquito—lo mejor es recordar ese viejo refrán mexicano: "cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar”.

Pero aún están a tiempo de salvarse porque la mano extendida para sumarse a una alianza con PRI-PAN-PRD ahí está, es la única forma de realmente trascender y seguir ganando posiciones políticas.

Tips cortitos pa´no enfadar:

1.- Cuando sumamos 86 mil muertos por Covid-19 y la pandemia no se detiene ni la curva se aplana, a pesar de que el semáforo epidemiológico dice otra cosa, en el gobierno federal insiste en mantener versiones encontradas con respecto al coronavirus.

Siempre se ha dicho que una buena parte de la fallida estrategia para controlar la pandemia pasa por la mala comunicación y las versiones distorsionadas que ofrecen las autoridades de salud.

El caso más reciente sucedió en la conferencia mañanera de ayer; en menos de una hora se ofrecieron dos versiones distintas de la situación.

Mientras que el subsecretario Hugo López-Gatell señaló la existencia de signos de rebrotes en por lo menos ocho entidades del país; el presidente López Obrador lo desmintió al señalar que "no se puede hablar todavía de rebrotes. Hay estados con aumentos (en el número de casos de Covid-19), pero no rebrotes”.

En honor a la verdad, no hay rebrotes, lo que sucede es que seguimos en una pandemia sin control.

 

 

 

 

 

 

 

2.- En varias ocasiones el presidente ha elogiado el trabajo de Alfonso Durazo como la cabeza del sector Seguridad dentro del Gabinete de Seguridad del gobierno federal; el mismo Durazo Montaño presume que solamente una vez se ausentó de las reuniones de la mesa donde se tratan los asuntos de seguridad pública.

Pero resulta que en esa mesa hay misoginia, según acusó y lamentó la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero.

Al participar en el ciclo de conferencias @museodelamujer, Sánchez Cordero expuso: "Había veces inclusive en estos Gabinetes de Seguridad, exclusivamente de varones, en donde en ocasiones mi opinión –y digo no por el Presidente, al contrario, el Presidente siempre me dado un lugar, pero entre los miembros-,  una participación mía podría inclusive no ser tomada en consideración en ese momento, aunque yo tuviera la razón y aunque estuviera aportando algo importante”, lamento de la Secretaria de Gobernación.

Si consideramos que la despedida que le han dado diversos espacios informativos al Secretario Durazo Montaño no ha sido de reconocimiento sino de reproche, además la forma como lo han señalado de ser responsable del fracaso en materia de seguridad pública, lo dicho por Sánchez Cordero es "una raya más al tigre”.

A lo mejor por ello el Presidente considera pedirle que no deje el cargo para que se mantenga a su lado.

3.- Los asesinatos de agentes policiacos ha sido una constante este año, en diez meses del 2020 han perdido la vida 15 integrantes de corporaciones policiacas, particularmente en el sur de Sonora. Los casos más recientes, en Cajeme y Empalme dan cuenta de que se trata de ejecuciones derivadas de acuerdos no cumplidos.

Al menos eso se desprende de algunos audios que circulan en redes sociales y que dan cuenta de que las ejecuciones seguirán; esto coincide con la versión de Alfonso Durazo, en el sentido de que las corporaciones municipales fueron infiltradas por el crimen organizado.

El problema es que a pesar de un diagnóstico medianamente certero, la estrategia fracasó, porque resulta que los mandos militares fueron ignorados o simplemente no sirvieron para la función depurativo que fueron enviados a realizar en esas corporaciones policiacas.

Otros Juglares:

--"Se llegó a decir de que "El Chapo” estaba entre…¡eeehh no me gusta decirle así: Guzmán Loera, ofrezco disculpas…, estaba entre los hombres más ricos del mundo, yo dije en su momento que ¡no!…¡no, no! hablando en términos de béisbol, cuando mucho jugaba en Triple A.”

El presidente López Obrador ofreciendo disculpas a Joaquín Guzmán Loera luego de que en su conferencia mañanera lo llamó por el apodo que lo identifica: "El Chapo”

Ir arriba