Perdió Durazo  

Día de publicación: 2021-05-03
Por: Armando Vázquez


EN ABRIL DEL 2006, Amlo no asistió al primer debate contra Felipe Calderón y bajó seis puntos en las encuestas. https://bit.ly/3tmRq08     Alegó que "había una estrategia en medios para hacerme parecer como perdedor; decidí no participar”. 

Obvio, luego del bajón, nunca más volvió a cometer ese error de faltar a un debate. 

La razón puede ser simplista, pero esa falla técnica de manera automática elevó la credibilidad de los indicadores manejados por las empresas encuestadoras contrarios a los datos optimistas que pregonaba Amlo al mostrar sus propios estudios de percepción 

Simple lógica. 

Pero la gente del equipo de Alfonso Durazo, ni el mismo candidato, vieron esta posibilidad. 

¿Qué perdió Durazo? 

Primero. - La oportunidad de seguir señalando que va veinte puntos en las encuestas arriba de su principal contendiente, el Borrego. 

Y es que si le ponen enfrente una encuesta –así sea inventada--, en la que se indica que quedó abajo en los momios, la gente le dará un grado de creencia pues es el efecto de no estar presente en la confrontación de ideas. 

Segundo. - La imagen del candidato es lo primero que se deteriora en toda campaña electoral. A mayor deterioro, menor credibilidad y reducción de la confianza de parte del electorado. 

EL buylling que se le hizo fue cien por ciento sonorense pues dos palabras lo definieron: "Rajón” y "Cu…n”. 

Tercero. - Hubo quienes intentaron defenderlo aduciendo que era una estrategia pues quien va arriba en las encuestas suele ser quien pierde puntaje al momento de estas confrontaciones de posicionamientos. 

El detalle es que esta suposición sería válida al inicio de la campaña pues ya van unas cuatro o cinco empresas encuestadoras serias que le dan la ventaja al Borrego hasta en cuatro o cinco puntos algunas. De hecho, Durazo intentó contrarrestar este fenómeno publicando encuestas en periódicos como El Heraldo de México donde se le muestra con una posición de 16 tantos arriba. 

Cuarto. - Como el encontronazo entre encuestadoras provoca que este instrumento de medición pierda su importancia de focalización, la otra herramienta que se utiliza para ganar electores es, precisamente, el debate. 

 Hay que entender que los debates puede que no influyan en un amplio porcentaje el resultado de las elecciones, pero si definen la percepción que se tienen de cada uno de los candidatos. De hecho, pueden crecer o disminuir su imagen, pero si no se presentan no permiten que el público se conforme mentalmente esa figura que quieren dar a conocer cada uno de los contendientes y quedan en el limbo, indefinidos y a los tibios Dios los vomita. 

Cinco. - El día después del debate se realizan varios programas de post que pudieran o no ser atractivos, pero si son recurrentes. Ello significa que la atención de este tipo de confrontaciones conlleva desde el tiempo durante el cual se desarrolla el evento y el día siguiente, razón por la cual las actividades que realice cualquier candidato de alguna manera se ven disminuidas mediáticamente o en redes sociales cuya duración se sostiene porque generan a su vez material suficiente para realizar memes o guerra sucia. 

Si tomamos en cuenta que Durazo dijo que únicamente asistirá al debate del IEES el próximo 18 y no asistirá tampoco al de El Imparcial que será en estos días, al igual que en Obregón con una organización productiva y otro más, pues habrá que descontarle a Durazo tres valiosos días de atención o cobertura de los eventos que realice. 

Mientras esto ocurre con los debates, también se trensarán varios temas más:  5,10,15 de mayo y sus respectivos reflectores. Ya vimos que este primero, el Día del Trabajo, fue explotado con mayor valor por Ernesto Gándara que por sus dos contrincantes principales pues Durazo se comió sus palabras al no hacer señalamiento importante y Ricardo, en su calidad de patrón, mejor se quedó callado. 

El debate de Televisa lo ganó Ernesto Gándara quien con calma hizo sus propuestas, se defendió, atacó y agredió finamente. El formato sirvió para hora y media de duración, con dos minutos para responder –difícil explicar los cómos de las propuestas--, uno y medio para la crítica –que casi no se presentaron--, y tres para la conclusión. 

Me imagino que el del periódico El Imparcial será similar y ojalá lo abran a la sociedad a través de redes sociales pues hubo algunos debates de elecciones anteriores cuya atención era reservada a unos cuantos invitados. Se tenía que adquirir el periódico para leer qué dijeron cada aspirante. 

Vale la pena señalar que el 14 y 15 de este mes se realizará el Primer Congreso de Marketing Político organizado por dos instituciones educativas y Canaco en el cual se presentarán el Borrego, Ricardo y Alfonso donde podrán explayarse (los otros tres no fueron invitados) y la cereza en el pastel será la presencia de Roy Campos, así como otros conferencistas. Es un evento que no será gratuito. Si quiere adquirir el carnet correspondiente llame a este celular: 6621998735.

Ir arriba