Los X González, millonarios y miserables

Día de publicación: 2022-03-17
Por: Feliciano J. Espriella



La miseria humana de algunos individuos sobrepasa los límites de lo imaginable. Uno pensaría que aquellos multimillonarios que como coloquialmente decimos, ya la hicieron, porque y lograron acumular una fortuna que no se la acabarían en varias generaciones, pueden llegar a ser solidarios con quienes han sido menos afortunados.

Sin embargo, aunque la historia está llena de ejemplos de seres miserables que a pesar de tener un inmenso patrimonio lo siguen incrementando a costa incluso de los más necesitados, no deja de sorprender los grados de envilecimiento al que pueden llegar individuos que van por la vida aparentando una integridad que están muy lejos de poseer y predicando valores que nunca han tenido. Vaya, en el colmo del cinismo, se crean una imagen de filántropos realizando acciones en las que invariablemente reciben mucho más de lo que dan.

Ese es el caso de la familia González Guajardo, integrada por el empresario cananense Claudio X González Laporte, cabeza del clan y sus hijos Pablo Roberto González Guajardo director general de Kimberly Clark de México (KCM) y Claudio X González Guajardo, quienes según un artículo publicado por la periodista Daniela Barragán, durante seis años manipularon junto con otras dos empresas los precios de pañales para bebé, toallas sanitarias y pañales para adultos, lo que generó un daño de miles de millones de pesos al mercado y a los consumidores de dichos productos.

El mencionado artículo que la periodista tituló "KCM organizó reuniones secretas para especular con toallas femeninas, revela Cofece” fue publicado el pasado 16 de marzo en el portal sinembargo.mx, y fue sustentado con un caso que llevó la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece), de acuerdo con el expediente IO-004-2017. La nota completa la encuentran en la siguiente dirección URL: https://www.sinembargo.mx/16-03-2022/4129230

Según reseña en el artículo Daniela Barragán, KCM fue la empresa que lideró la manipulación de los precios de productos sanitarios en el mercado mexicano de 2008 a 2014 y fueron sus principales directivos los que organizaron las reuniones secretas con Productos Internacionales Mabe y Essity Higiene y Salud México

Transcribo algunos párrafos:

"De acuerdo con la versión pública que se encuentra en la sección de Resoluciones de la Comisión, fue Fernando González Velasco, entonces Director de Ventas Productos al Consumidor de KCM, quien estableció los términos del acuerdo y organizó las reuniones en las que se compartió información para aumentar precios y quitar promociones de pañales para bebé, productos para la gestión menstrual y para la incontinencia.

En las reuniones estuvo presente, según la misma documentación, Pablo Roberto González Guajardo. Todo esto ocurrió mientras los productos de Kimberly Clark eran los de mayor circulación en México, en específico Huggies, Kleen Bebé, PullUps (pañales de bebé), Kotex (toallas) y Depend y Diapro (pañales para adulto).

Hay correos electrónicos y llamadas telefónicas en poder de la autoridad de Competencia Económica, que muestran la comunicación que establecieron con estos fines y en los que se encontró que los implicados sabían de la importancia de mantener en secreto sus comunicaciones.

"De hecho en el expediente se lee que de parte de KCM, tanto Jorge Alberto Morales Rojas, actual responsable de Transformación y Ejecución y quien ha ocupado diferentes cargos en la empresa, así como Virgilio Isa Castillo y Pablo Roberto González Guajardo aceptaron la "totalidad de los hechos y evidencias que se nos atribuye en el DPR (Dictamen de Probable Responsabilidad)”

Estos miserables, encabezados por González Laporte patriarca y líder de la banda, quien fue un cercano colaborador de Carlos Salinas de Gortari, para el año 2008 ya contaban con una inmensa fortuna que habían hecho al amparo del poder y sus productos lideraban en el mercado, por lo que sin tener que recurrir a literalmente robarle a su clientela, sus empresas registraban enormes utilidades.

Deveras que se necesita tener un alma muy negra para despojar una parte de sus misérrimos ingresos a millones de mujeres que sudan la gota gorda para ganar unos cuantos pesos mediante los aumentos fraudulentos en el costo de los productos de higiene íntima, o los pañales que utilizan bebes de familias empobrecidas por la sevicia de individuos como los equis González, o ancianos a quienes en la última etapa de su vida se les tienen que comprar pañales aunque para ello se tengan que derivar recursos de los alimentos.

¡Qué tipos tan miserables!

Y todavía Claudio X junior tuvo el cinismo de crear una organización supuestamente filantrópica a la que pomposamente bautizó como "Mexicanos contra la corrupción y la impunidad”, cuando ellos son un evidente prototipo de lo que dicen combatir. Son, sin duda alguna, una familia que ha hecho de la corrupción un credo y de la impunidad un banderín.

 

Por hoy fue todo. Gracias por su tolerancia y hasta la próxima.

 

Twitter: @fjespriella

Correo: felicianoespriella@gmail.com

 

Ir arriba